Cuña

El patrón cuña está formado por dos líneas de tendencia inclinadas que convergen, en el cual el grado de pendiente de una línea de tendencia es mayor que de la otra.

Existen dos tipos del patrón Cuña:

  • Cuña creciente
  • Cuña decreciente

Los patrones cuña indican un cambio de tendencia inminente, el cual normalmente ocurre en la dirección contraria a la de la misma cuña. Por lo tanto, la cuña decreciente es un patrón de inversión alcista, mientras que la cuña creciente es un patrón de inversión bajista.